27 noviembre 2006

Los Jaime Troncoso

-¿A qué comida me estás enviando?, me preguntaba una compañera de trabajo. -A ninguna. ¿Por qué?", pregunté yo.
- ¿Por el mail que me enviaste?, contestó.
No era ninguna invitación mía si no que fue de esas veces que algún hecho me recuerda que a pesar de creer por mucho tiempo que era único e irrepetible me encontré con los otros Jaimes Troncoso que viven en Chile.
Efectivamente Jaime Troncoso le había enviado una invitación a cenar, pero no era yo sino que Jaime Troncoso Ubilla, un periodista de la agencia de comunicaciones estratégica -como le dicen hoy a las empresas de relaciones públicas- Crisis ACC.
Este chico, porque es menor que yo, tras estudiar en la Universidad de la Frontera -en Temuco- hizo su práctica en los diarios la Tercera y La Hora, el primero es donde hoy yo trabajo. No es raro, entonces, que cuando pongo en el archivo: buscar un texto de Jaime Troncoso aparezca algunos de sus apuntes. El, el Jaime Troncoso que no soy yo si no el otro, partió a estudiar a España hace unos años y hoy volvió con un master en Comunicación Periodística, Institucional y Empresarial de la Universidad Complutense y aún sigue escribiendo de cine.
Pero él tampoco es el único. También está el Jaime Troncoso de la red del Maule de Televisión Nacional. Con el no me he topado más que en una nota de Odepa que hace unos años escribí y en la que tuve que llamar al director y su secretaria me dijo que me atendería inmediatamente, porque sabía de mi llamado, el cual yo no había realizado, por cierto, sino que el otro Jaime Troncoso.
Pero el más famoso Jaime Troncoso sin duda es el modisto. Me ha tocado recibir varios llamados de personas que luego de sacar mi número de la guía de teléfonos, ya que era el único Jaime Troncoso que ahí estaba, les he tenido que responder que no se nada de alta costura. También he tenido que responder algunos mail de amigos de ese Jaime Troncoso que pensaron que mi mail de VTR era el del modisto.
Pero el cuento no termina ahí. Además hay un actor y hasta un detenido desaparecido que se llaman igual. Lo peor es que viendo Dicom me encontré hace unos meses con otro y para mi es peor ya que es un Jaime Andrés Troncoso Rojas, menor que yo, peo con mi nombre completo.
Y al final yo no era único.

2 comentarios:

Jaime dijo...

Cooooooooooño!!!

Y lo peor es que yo también soy Jaime Andrés...

Jaime Troncoso dijo...

Te falto el Jaime Troncoso que generó un Blog con nuestro nombre